ejercicios psicologia positiva optimismo

Estilo optimista, estilo pesimista (II): con ejercicios

¿Seguimos caminando hacia nuestro yo más optimista?

 

 

Comentábamos en el primer artículo de esta serie que la persona más optimista tiende a interpretar los hechos negativos que le pasan como temporales y controlables, mientras que la persona más tendente al pesimismo como estables y no controlables.

ejercicios psicologia positiva optimismo

Bien, ¿esta manera de percibir las cosas que nos pasan es modificable?

Antes de darte la respuesta, según lo que la investigación en Psicología nos enseña, me gustaría que contestaras sinceramente a esa pregunta. No lo que contestarías a los demás o comentarías con amigos, si no lo que de verdad piensas. Es cierto que de manera natural, heredada, tendemos más cada uno de nosotros hacia un estilo u otro, esto nos influye aproximadamente entre un 35 y un 50%. Pero la buena noticia es que aún nos queda mínimo un 50% que sí depende de nosotros, más concretamente de lo que hacemos o no hacemos, pensamos o no pensamos, sentimos y no sentimos. Y eso sí que podemos trabajarlo activamente, depende única y exclusivamente de nosotros.

En este sentido, el cambio no es difícil… sí que requiere persistencia en el tiempo. Igual que cuando nos apuntamos a un gimnasio nos lleva un tiempo ponernos en forma y con los músculos definidos, mentalmente es así también. Y de igual manera, cuando dejamos de ejercitarnos poco a poco los músculos vuelven a tener un aspecto poco trabajado, cuando dejamos de cuidar nuestros procesos mentales volvemos progresivamente al estadio anterior.

EJERCICIO POSITIVO PARA EJERCITAR EL ESTILO OPTIMISTA

En esta ocasión me gustaría proponerte un ejercicio para avanzar hacia el estilo optimista y positivo. Se llama Reflexiones al anochecer, o “el caramelo de cada día”.

Todas las noches antes de acostarte, en lugar de pensar en los problemas que has tenido durante el día o que te esperan al día siguiente, tómate unos minutos para recordar o saborear los buenos momentos del día, como si fuera un caramelo que estás degustando, recreándote en él y en su delicioso sabor.

En este momento, se produce una intensa interacción entre la mente consciente y la subconsciente. Si pasas estos momentos pensando en los aspectos más felices y gratificantes del día y concentrándote en pensamientos positivos, los sentimientos positivos tenderán a ser más duraderos e incluso se pueden trasladar a la fase de sueño. En lo que se refiere al tema del artículo, si eres constante en la práctica (esto significa hacerlo al menos durante 2-3 semanas todas o casi todas las noches) irás adquiriendo un estilo más optimista de pensar.

Como ves, no es un ejercicio para provocar un optimismo vacío de pegarse golpecitos en el pecho…¡está basado en nuestra propia realidad! Todos los días nos pasan cosas buenas, neutras y negativas. Si aceptamos las negativas y nos focalizamos en las positivas estamos cultivando nuestro lado más optimista. No dudes en probarlo y en comentarnos debajo de este artículo cómo ha ido.

 

 

 

11 comentarios
  1. Antoni Martínez
    Antoni Martínez Dice:

    Exacto, de eso se trata. Tan reales son los momentos buenos como los menos buenos. El punto clave es que como las emociones negativas tienden a permaneces más que las negativas, debemos focalizarnos en potenciar, estimular y hacer que se queden más tiempo las positivas.

    ¡Contadnos como van esos caramelos positivos!

    Responder
  2. Antoni Martínez
    Antoni Martínez Dice:

    Geial Ego, ese es el paso importante, a partir de ahí ir adquiriendo el hábito de que ese delicioso caramelo forme parte de nuestro final de día. Por cierto comentar a todos los lectores de Egoland Seducción que iremos colgando más posts con videos, recursos, enlaces etc. para seguir avanzando hacia nuestro mejor yo.

    Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos Como ser mas optimista http://www.egolandseduccion.com/estilo-optimista-estilo-pesimist…  por amm1979 hace […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *