ejercicios-de-empatia

Empatía: Ejercicios prácticos, cómo ser más empáticos.

Empatía, ejercicios para ser empaticos

¡Hola! Esta semana vamos a ver ejercicios prácticos, así que he elegido para ello el tema de la empatía, cómo ser más empáticos.

Habéis oído seguramente esa frase de “Mantén cerca de tus amigos, pero más cerca aún a tus enemigos” ¿verdad? Pues vamos a transformarla en “Sé empático con quien piensa como tú, pero aún más con quien piensa lo contrario”.

¿Cómo ser más empáticos?

¿De qué sirve esto? Muy sencillo. Aprender a ponerse en el lugar de las personas nos da una información valiosísima sobre ellas. Si conseguimos entender (y ojo, que entender no significa compartir ni apoyar, significa exactamente conocer los motivos por los que alguien hace algo, independientemente de que eso no se parezca en nada a lo que haríamos nosotros) por qué las personas actúan como actúan; podemos anticiparnos a ciertas conductas, negociar con un conocimiento mayor, poder elegir nuestros argumentos adaptándolos, ya no a nuestra opinión, si no a la suya propia.

Esto nos puede servir en cientos de situaciones en la vida, no sólo en pareja, si no en cualquier interacción social. Saber ponerse en la piel de las personas es una de las herramientas más útiles que existen a la hora de negociar, convencer y conmover. Por ejemplo, y por poner un ejemplo tan extremo como gráfico, en Antropología se ha hecho un esfuerzo enorme por entender los motivos del Holocausto nazi ¿Por qué? Porque si sabemos qué llevó a las personas implicadas a aquello y por qué lo hicieron, podremos anticipar situaciones similares en un futuro y podremos evitarlas (entre otras muchas cosas).

En un contexto más normal, si queremos convencer a alguien de algo, y sabemos por qué no nos está dando la razón, lo sentimos, lo entendemos, podemos buscar los flancos en su argumentación, rebatirle desde sus propios argumentos, saber por qué piensa eso (y no “por qué no piensa lo que nosotros pensamos”, que es el eje desde donde solemos centrar nuestros razonamientos).

Os animo a hacer ejercicios de empatía todos los días, os hará la vida un poco más cómoda, y más inteligente.

The following two tabs change content below.

maria

Licenciada en Psicología por la Universidad de Valencia. Especializada en Resolución de Conflictos. Mediadora Intercultural. En la actualidad estudiante de Antropología
18 comentarios
  1. nesfas
    nesfas Dice:

    Hola María
    Tengo una pregunta sobre este artículo. Me ha llegado a pasar en más de una ocasión que he llegado a empatizar tanto en algunas situaciones en las que podía estar en desacuerdo con otra persona (ya sea de indole laboral, o sentimental) que he llegado a entender tanto su “causa” o “argumentaciones” que he dejado aun lado mi motivo de la disputa. Llegando en algunas ocasiones a sentirme mal por empatizar demasiado.
    ¿Hay alguna forma/herramienta de controlar esa empatía?

    //* la empatia no tiene nada que ver con la personalidad me imagino ¿no?

    Responder
  2. maria
    maria Dice:

    Hola Nesfas! entender a los demás no tiene por qué significar qu tengamoe que sentirnos mal por pensar algo distinto. Ahora bien, si una persona, al explicarte su punto de vista, te convence, no pasa nada. Es algo normal. Si a lo que te refieres es a que, aún pensando algo distinto y siendo capaz, no obstante, de empatizar al máximo con la otra persona te sientes mal… simplemente deberías de empezar a plantearte cambiar respecto a eso. No hay ningún motivo para sentirte mal!!

    Responder
  3. nesfas
    nesfas Dice:

    Gracias Marí, por la rapidez de la contestación.

    María escribio:
    “Si a lo que te refieres es a que, aún pensando algo distinto y siendo capaz, no obstante, de empatizar al máximo con la otra persona te sientes mal… simplemente deberías de empezar a plantearte cambiar respecto a eso.”

    Tendré que trabajar en eso y hacer una reflexión interior.

    Gracias nuevamente

    Responder
  4. Gnomea
    Gnomea Dice:

    HOla María,
    Tengo bastantes problemas con la empatía.
    No soy capaz de empatizar ni de darme cuenta cuando alguien necesita algo o está pasando por un mal momento. Todo esto hace la gente se aleje de mí porque no creen que merezca la pena tenerme en su vida.
    La falta de empatía me está pasando factura con las relaciones con amigos.
    En tu post pones que hay ejercicios prácticos, pero no los veo. ¿Podrías indicarme dónde? ¿Podrías ayudarme y decirme qué debería hacer para mejorar mi empatía?
    Muchísimas gracias

    Responder
    • maria
      maria Dice:

      ¡Hola!

      En el post se propone como ejercicio practicar la empatía a diario. Es decir, con cada persona, personaje de película, etc.. que te cruces, pararte a intentar ver la vida desde sus ojos. Pararte a pensar qué sienten, por qué lo sienten, etc.. No hay más truco que practicar, practicar y practicar. Ánimo!

      Responder
  5. evy
    evy Dice:

    hola tengo una pequeña pregunta ¿qué debo hacer cuando mi amiga se siente triste? a pesar de sentir empatía por ella no se si tratar de animarla o solo sentir empatía :-O

    Responder
  6. manuel
    manuel Dice:

    Gracias. .. he leido y visto mucha informacion sobre la empatia y de verdad está de alguna manera me llego y lo hice conciente…. espero me entiendas… grax exelente

    Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] Artículo descado: Ejercicios prácticos, cómo ser más empáticos. […]

  2. […] Artículo descado: Ejercicios prácticos, cómo ser más empáticos. […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario